Niegan derecho a la salud a migrantes en México y EE. UU.

Foto: Zona Franca

Foto: Zona Franca

El acceso a la salud es un derecho negado tanto a las migrantes residentes en México como a las mexicanas que viven en Estados Unidos.

En México, por desconocimiento de la Ley de Migración y falta de capacitación, personal de los servicios públicos de salud discriminan a las migrantes centroamericanas sin documentos que requieren atención sanitaria en el país.

Tal es el caso de Damaris, una joven de 16 años de origen hondureño, quien se encuentra en la casa del migrante Hogar de la Misericordia, en Arriaga, Chiapas. A sus cinco meses de embarazo no ha podido recibir atención médica.

Acompañada de su pareja, Damaris llegó al albergue de Arriaga después de tres días de camino. Esperan subirse al tren de carga conocido como “La Bestia” y llegar a Veracruz, para después ir a Puebla donde los espera la madre de él.

Diego Lorente, director del Centro de Derechos Humanos Fray Matías de Córdova, considera que es necesario que el gobierno mexicano otorgue visas humanitarias a las mujeres migrantes en tránsito por México.

Ese tipo de visa –explicó– les permitiría acceder a los servicios de salud en el país y disminuiría la condición de riesgo en la que se encuentran durante su trayecto hacia EU.

Orden institucional

De acuerdo con el artículo 27 de la Ley de Migración, vigente desde el 25 de mayo de 2011, a la Secretaría de Salud federal le corresponde “promover en coordinación con las autoridades sanitarias de los diferentes niveles de gobierno que la prestación de servicios de salud que se otorgue a los extranjeros, se brinde sin importar su situación migratoria”.

Se trata de un problema de desinformación de los servidores públicos, quienes ignoran que están obligados a atender a la población extranjera. Este problema se repite entre la mayoría de las migrantes, pues desconocen que sin importar su situación migratoria pueden acceder a este derecho.

Otro obstáculo para las centroamericanas es que para obtener el permiso de estancia legal deben probar ante el Instituto Nacional de Migración (INM), que tienen una oferta de trabajo formal o que pueden realizar una actividad lucrativa de manera independiente.

Para el caso de EU, de acuerdo con el informe “Migración y salud: Inmigrantes mexicanas en Estados Unidos” (Conapo, 2010), más de la mitad de las migrantes mexicanas en el país vecino carece de todo tipo de cobertura de salud, ya que la mayoría está en situación irregular y se ocupa en empleos con “limitadas o nulas” prestaciones.

Según el estudio, 52.3 por ciento de las migrantes de 18 a 64 años de edad que residen en EU y carecen de seguridad social son mexicanas. A pesar de que casi la totalidad de estas migrantes trabaja y contribuye al crecimiento de la economía, no gozan de beneficios como un seguro de salud público o privado.

 

=CIMAC=


-- Descargar Niegan derecho a la salud a migrantes en México y EE. UU. como PDF --



Entradas relacionadas:

  1. Cárceles y terminales, donde más se agrede a las migrantes
  2. Mujeres migrantes, las que más sufren violaciones a sus DH
  3. México, país incivilizado para las mujeres: AI

Speak Your Mind

*