Necesario revisar el papel del Ombudsman en la Ciudad de México: González Placencia

Luis González Placencia Foto: Radio Trece

Luis González Placencia
Foto: Radio Trece

“Todas y todos los Ombudsman hemos pasado por momentos complicados y hemos sido protagonistas de tiempos difíciles en los que hemos recibido altas presiones políticas y sociales; sin embargo, las instituciones siguen adelante”, reconoció el Presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), Luis González Placencia.

En la inauguración del Foro “Ombudsman en voz de sus protagonistas”, dijo que para conocer y compartir esas experiencias se hace necesario contextualizar su significado como Organismo Autónomo dentro del Estado mexicano y como parte de la sociedad civil organizada en las respectivas entidades.

Agregó que, en el marco del 20 Aniversario de la CDHDF, se hace necesaria una revisión sobre el notable desempeño de quienes han ejercido el papel de Ombudsman.

Pero más allá de la experiencia personal, advirtió González Placencia, lo importante es preguntarnos acerca de la función del Ombudsman desde la experiencia institucional, que es relativamente joven, apenas con 22 años de vida en México.

Por su parte, el exOmbudsman local (octubre de 2001-septiembre de 2009) y hoy Secretario Ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), Emilio Álvarez Icaza Longoria, reconoció en quienes han estado al frente del sistema Ombudsman en la ciudad de México parte vital de la reserva moral y ética de la República. Pero además, dijo: “Hay un Ombudsman social que nos ha acompañado en estos 20 años; los medios de comunicación, que han hecho una agenda en términos de lo que pasa en la ciudad”.

Celebró que la CDHDF revise sus avances, pero sobre todo, dijo, el horizonte de lo que viene para construir el futuro, para lo cual sugirió como ideas principales un análisis en torno a las Comisiones de Derechos Humanos; a la transformación de la agenda de derechos humanos en 20 años; y los pendientes y perspectivas desde la mirada internacional.

Destacó fundamentalmente que el movimiento de los derechos humano ha avanzado y ha ganado la batalla de las ideas en su expresión institucional social e institucional, pues hablar de ellos hace 50 años era muy difícil y motivo de riesgo de vida.

“Hoy no es menor que haya instituciones de Estado, presupuesto público y un debate para construirlas; los gobernantes están preocupados por el concepto. Hay que asumir como un logro que el respeto y la promoción de los derechos humanos se haya convertido en un indicador de gobernabilidad democrática”, insistió.

Llamó la atención sobre la necesidad de que los Organismos Públicos de Derechos Humanos se coloquen siempre al lado de las víctimas y de no perder el contexto de su creación institucional, a partir del asesinato de la defensora de derechos humanos en Sinaloa, Norma Corona Sapien; de su necesaria autonomía y ciudadanización, impulsando temas en la agenda, tales como la trata de personas, migración, derechos de la comunidad LGBTTTI, derechos reproductivos y sexuales y los derechos de las niñas, niños y adolescentes.

Exhortó también al Jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, a aprovechar el Programa de Derechos Humanos del Distrito Federal, para avanzar y consolidar políticas públicas con perspectiva de derechos humanos, así como a no negar o ignorar problemáticas como la trata de niñas y mujeres o las relacionadas con las drogas: “Necesitamos que en las escuelas se discuta el tema, en las iglesias, en las clínicas, en las universidades, en la preparatoria”.

A nivel nacional, cuestionó por qué México es el país más denunciado ante la CIDH, ya que en 2012, recibió 23% de denuncias de un total de 35 países de la Organización de Estados Americanos (OEA): “¿Hemos avanzado en la cultura de la denuncia? ¿Es parte de los logros democráticos o las instituciones nacionales no están cumpliendo su función?”.

En tanto, el ex Ombudsman capitalino (septiembre de 1993-septiembre de 2001) y Director del Programa Universitario de Derechos Humanos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Luis de la Barreda Solórzano, dijo que las Comisiones Públicas de Derechos Humanos han ayudado a que muchos abusos que quedaban impunes ahora puedan ser combatidos y que a quien es víctima de un abuso tenga un instrumento para pelear por su derecho y a ser resarcido.

“Esto que se dice tan sencillo constituye una auténtica revolución cívica: tener un instrumento confiable y gratuito para luchar por los derechos”, insistió.

No obstante, reconoció, en sus inicios, para la CDHDF ganar la confianza de la ciudadanía no fue sencillo, pese a ser la última Comisión local que se creó: “Hoy, la causa de los derechos humanos ha adquirido tal importancia que ningún funcionario, o casi ningún funcionario, quiere aparecer como enemigo de esta causa”.

Recordó, por ejemplo, que el caso Stanley, paradigmático de su gestión, mereció una averiguación previa al entonces Primer Visitador, José Antonio Aguilar, luego de que se emitió el instrumento recomendatorio por “una falsa acusación armada con los pies” y por la cual aún no se había emitido una sentencia, por lo que permitió que una de las acusadas obtuviera su libertad.

“Era importante mantenerse firmes y era importante lo que la Comisión ha seguidos sosteniendo: la fuerza de la palabra apoyada en pruebas y argumentos debe ser defendida, la fuerza del derecho, de la razón, de la convicción de que uno está luchando por algo que es justo”, subrayó.

Adelantó que como Director del Programa Universitario de Derechos Humanos de la UNAM, impulsará una investigación sobre lo que hacen cada una de las comisiones estatales de derechos humanos, ya que considera que no todas han hecho mal su trabajo, pero que tampoco todas han trabajado bien y que para eso habrá que analizar las razones en sus respectivos contextos.

El Foro tiene como objetivo general promover el diálogo y la reflexión sobre la situación histórica y actual del papel del Ombudsman en la defensa y promoción de los derechos humanos en México.

Luego de la inauguración, se hizo entrega de un Reconocimiento al Presidente de la Comisión de Defensa de los Derechos Humanos del Estado de Guerrero (Coddehumgro), Juan Alarcón Hernández, por su Trayectoria en el Sistema Ombudsman.

El Foro continuó con tres Paneles: El Ombudsman a revisión: avances y retrocesos en la consolidación del Sistema No Jurisdiccional de los Derechos Humanos en México, conforme a los Principios de París; La participación del Ombudsman en la construcción de ciudadanía; y El Ombudsman en prospectiva.

Para evaluar los avances y retrocesos que las instituciones no jurisdiccionales de protección de los derechos humanos en México han conseguido en los últimos 20 años, de conformidad con los Principios de París, acudieron María Guadalupe Morfín Otero, Ombudsman de Jalisco (abril de 1997-abril 2001); Luis de la Barreda Solórzano, y Jorge Abdo Francis, Ombudsman de Tabasco (marzo 1997-enero 2000).

En el análisis de la forma en que el Ombudsman ha incidido en la construcción de ciudadanía mediante el empoderamiento de personas y el impulso de la gobernanza democrática, participaron Emilio Álvarez Icaza Longoria; Magdalena Beatriz González Vega, Ombudsman de San Luis Potosí (abril 2001-marzo 2009); y Raúl Ramírez Bahena, Ombudsman de Baja California (junio de 2000-mayo de 2003).

Finalmente, en el análisis prospectivo para identificar las atribuciones y características del sistema Ombudsman mexicano que son necesarias modificar, fortalecer, consolidar o innovar para lograr una mayor promoción y protección de los derechos humanos, se contó con la participación de Carlos Rodríguez Moreno,Ombudsman de Veracruz (abril 1992-diciembre 1992) y Primer Visitador de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (marzo 1993-marzo 1995); Manuel Vidaurri Aréchiga, Ombudsman de Guanajuato (octubre 2000-octubre 2008); y Luis González Placencia.

=CDHDF=


-- Descargar Necesario revisar el papel del Ombudsman en la Ciudad de México: González Placencia como PDF --



No hay entradas relacionadas.

Speak Your Mind

*