Viven en la pobreza, 26 millones de niñas y niños en México

Foto: La Verdad Yucatán

Foto: La Verdad Yucatán

Casi 26 millones de niñas y niños en México experimentan pobreza y pobreza extrema, ya que sufren precariedad en el acceso a la salud, alimentación, educación, vivienda y seguridad social, reveló el Centro Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Esta cifra representa el 53 por ciento de la población del país entre 0 y 17 años de edad, de acuerdo con el informe “Pobreza y derechos sociales de niñas, niños y adolescentes en México 2010-2012”, que realizaron el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y el Coneval y que fue presentado hoy en esta ciudad.

Cabe señalar que la población infantil en México es de 39.2 millones, de la cual más de la mitad son niñas, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Con base en los datos del informe, se estima que específicamente 21.2 millones de niñas, niños y adolescentes se encuentran en pobreza, y 4.7 millones en pobreza extrema, es decir, sin posibilidades de acceso a los servicios básicos para la subsistencia.

Estas cifras son mayores de acuerdo al índice de pobreza a nivel nacional que es del 45.5 por ciento; pero menores apenas 2 por ciento en comparación a las obtenidas en 2010, ya que la pobreza extrema en menores de 17 años pasó de 11.3 por ciento a 12.1 por ciento en 2012.

Isabel Crowly, representante de UNICEF en México, señaló que estas cifras son más agudas en contextos rurales e indígenas, por lo que la pobreza afecta al 78.5 por ciento de la infancia en estos contextos.

Además, 33.4 por ciento de las y los niños indígenas están en pobreza extrema; 93.5 por ciento tiene una o más carencias sociales, y 48.5 por ciento vive en hogares con ingresos inferiores a la línea de bienestar.

Con esto, el estudio estableció que las características o condiciones de la población infantil que profundizan la pobreza son ser indígena, vivir en contextos rurales, tener un hogar ampliado, la condición laboral y escolaridad.

La pobreza en la infancia, explicó Gonzalo Hernández Licona, secretario ejecutivo de Coneval, se mide de acuerdo con indicadores que no están relacionados únicamente al ingreso, por lo que para este estudio se valoró el índice de rezago educativo, acceso a los servicios de salud, seguridad social, calidad y espacios de la vivienda, y acceso a la alimentación.

De éstos, la carencia de seguridad social es la más grande; en el resto, la población infantil indígena es la más afectada. Por otro lado, la población de cero a un año de edad es la que enfrenta más carencias por acceso a los servicios de salud.

Liena dijo que la pobreza infantil es consecuente a la de las familias, ya que en términos generales existe una reducción sistemática de la cobertura de seguridad social y de salud entre la población adulta, con lo que se deja sin servicios a la primera infancia.

Así, los factores que profundizan la pobreza infantil son la disminución de la cobertura de seguridad social y del ingreso familiar.

En 2012, 61.3 por ciento de la población de 0 a 17 años era parte de hogares con un ingreso inferior a la línea de bienestar y 28.2 por ciento enfrentaba inseguridad alimentaria moderada.

=AJSE=

(CIMAC)


-- Descargar Viven en la pobreza, 26 millones de niñas y niños en México como PDF --



No hay entradas relacionadas.

Speak Your Mind

*